Boletín Ecológico Nicaragua

¿Ayudó la CPDH a absolver a toda una familia Maderera en Nueva Segovia?

 

14502827_1231760086886374_7022525385046972726_n“Nadie vio nada. El diputado del PLI, Pedro Ortéz, junto a otros cuatro miembros de su familia fueron acusados por tala rasa en más de 400 hectáreas del Área Protegida de la Cordillera Dipilto-Jalapa”

Por: Alina Lorío Lira y Lenin López . Septiembre 2016 –  – El Juez de Distrito Penal de Juicio, Mario Barberena dictó la mañana de este martes sobreseimiento y ordenó la libertad de los ciudadanos Pedro Ignacio Ortez Ortez, Reynaldo Leonel Ortez Ortez, Rodolfo José Ortez Ortez, Margarita María Ortez Ortez y Eddy José Ortez Herrera, procesados por el delito de Corte y Aprovechamiento en Veda Forestal, en concurso real con el delito de tala en vertientes y pendientes del área protegida de la cordillera Dipilto-Jalapa.

El encargado de la defensa técnica, abogado Alvaro Leiva, recalcó saliendo del Complejo Judicial en Ocotal, que sus clientes “son inocentes, no han cometido ningún ilícito y la absolución es una expresión de que la justicia ha brillado en la familia Ortez, pero además ya habían cumplido sus obligaciones a través de una multa administrativa y un compromiso de reforestación que ejecutan desde el mes de abril”.

haley2

Hazly Tourniel, del Movimiento Ambientalista Mogotón. “todo el trabajo que ha hecho la Procuraduría, las comunidades, las comisiones ambientales, el Ejército de Nicaragua, la Policía Nacional, los grupos ambientales y comisiones interinstitucionales, que comprobaron el mega desastre ambiental, “quedaron enterradas como un cuento de cenicientas o como un típico caso de David contra Goliat”.

Enfatizó Leiva que la familia Ortez “es una familia responsable con el medio ambiente y está preocupada por hacer producir nuestra tierra con responsabilidad”. Añadió que la Fiscalía y la Procuraduría tuvieron tiempo para plantear sus puntos de vista, pero los medios de prueba no sustentaban la causa de manera contundente como para instruir un fallo de culpabilidad”.

Los grupos ambientalistas de Nueva Segovia reaccionaron enardecidos con la medida. Hazly Tourniel, del Movimiento Ambientalista Mogotón enfatizó que “todo el trabajo que ha hecho la Procuraduría, las comunidades, las comisiones ambientales, el Ejército de Nicaragua, la Policía Nacional, los grupos ambientales y comisiones interinstitucionales, que comprobaron el mega desastre ambiental, “quedaron enterradas como un cuento de cenicientas o como un típico caso de David contra Goliat”.

Para Tourniel, ningún productor había hecho ningún mega despale como ese y que está dejando sin agua Santa Rosa, Achuapa y San Antonio, y las afectaciones por la gran pérdida de oxígeno, fauna silvestre, los graves daños al suelos, son irreversibles. “Otros finqueros seguirán el mal ejemplo, pero además me queda el sabor que en la absolución es posible que existan grandes intereses políticos y económicos”, refirió.

Antecedentes del caso

1ocEl siete de noviembre del 2013, una comisión conformada por los jefes del Ejército y la Policía Nacional en Nueva Segovia, el alcalde de San Fernando y la delegada territorial del Marena, por primera vez verificaron in situ, comprobando el corte sin autorización de 9,469 árboles de la especie de pino joven tumbados en 100 hectáreas.

En esa oportunidad se aperturó proceso administrativo y se emitió Resolución No 14-01-07 donde se resuelve sancionar al señor Pedro Ortez, con multa de 600,974.76 córdobas, equivalente al precio comercial de la madera, pero que no pagó hasta que fue judicializado el caso por la vía penal.

El día 07 de Agosto del 2015, los miembros del Sistema de Producción, Consumo y Comercio de Nueva Segovia realizaron una nueva inspección a los sitios, donde se constató otras afectaciones hasta por 350 hectáreas, donde el señor Pedro Ortez estaba sembrando café.

El 20 de agosto del 2015, fueron advertidos en la Policía Nacional en Ocotal, que debían de abstenerse de continuar despalando el bosque y el cese de plantaciones nuevas de café en el sitio conocido como La Chamuscada, área protegida de la Cordillera Reserva Natural Dipilto-Jalapa, a 3 kilómetros y medio de la frontera con Honduras.

En febrero del 2016, una vez que no fue acatada la advertencia, los miembros del Sistema de Producción, Consumo y Comercio de Nueva Segovia y la Alcaldía de San Fernando, evidenciaron con fotografías y denuncia documentada, la tala-rasa que el señor Pedro Ortez había cometido en 12 lotes distribuidos en diversos puntos de la propiedad “El Palmar” y Holman Matamoros Artola, delegado de la Procuraduría General de la República en Nueva Segovia, procedió a la acusación por la vía penal.

2oc

El encargado de la defensa técnica, abogado Alvaro Leiva, ha sido activista de la CPDH.

La tala-rasa fue cometida en los 15 kilómetros declarados por la Ley 749, Ley de Régimen Jurídico de Fronteras, Zona Especial de Protección Fronteriza y Zona de Desarrollo e Integración Fronteriza.

Cabe señalar que la familia maderera, fue defendida por un abogado miembro de la Asociación Nicaragüense para la Defensa de los Derechos Humanos (ANPDH), que dirige el Obispo Abelardo Matta. Este medio llamó a relaciones publicas de este organismo, sin embargo nos dijeron que no había nadie que respondiera a nuestra inquietud.

Posted by on Sep 28 2016. Filed under Noticias. You can follow any responses to this entry through the RSS 2.0. You can leave a response or trackback to this entry

2 Comments for “¿Ayudó la CPDH a absolver a toda una familia Maderera en Nueva Segovia?”

  1. Hans Treminio

    Lo que hay que hacer ahora es supervisar todos los dias el plan de reforestacion de este asesino corrupto y denunciar cuando no cumpla las areas de siembra establecidas en el plan y las especies recomendadas, ahy que estar sobre el, para que cumpla el plan al mismo tiempo hay que pedirle al obispo mata una donacion de la coima que le dio este corrupoto para salir

    saludes

  2. albertlouis

    cuanto costo tu apoyo? abogados y orgsnismos corruptos

Leave a Reply

Search Archive

Search by Date
Search by Category
Search with Google

Photo Gallery

Log in | Webmail | © Boletín Ecológico, 2013